¿El ayuno intermitente mejora tu salud y tu longevidad? Hecho vs. mito

Image

El ayuno intermitente (AI) es una manera de comer que consiste en periodos cortos de ayuna (entre ocho y 24 horas), seguido por periodos regulares de alimentación. El AI ha recibido gran atención como una forma de mejorar la salud metabólica, cardiovascular y neurológica, pero ¿serán reales los beneficios?

El AI ha sido propuesto como una alternativa a la restricción calórica (una reducción de 20-40 por ciento en la ingesta de calorías con suficientes nutrientes), una práctica dietética que ha mostrado mejorar la salud y extender la vida en la mayoría de las especies experimentadas, aunque su utilidad en los primates ha sido cuestionada recientemente. El AI se diferencia de la restricción calórica en que no requiere una reducción absoluta de la ingesta de comida. En lugar, la comida es limitada a pequeños periodos de tiempo a través del día, intercalados con periodos largos sin comer. Durante el ayuno diario alterno (un tipo de AI), la ingesta de comida está permitida únicamente cada otro día.

Algunos de los mayores beneficios del AI son para las función cerebral y para la protección contra el deterioro cognitivo relacionado a la edad. El AI ha mostrado proteger las neuronas en modelos animales de neuro-degeneración incluyendo la enfermedad de Alzheimer, Parkinson, Huntington y derrames cerebrales y también puede estimular la formación de nuevas neuronas y plasticidad sináptica. De hecho, estudios recientes han mostrado que el AI hasta puede ser efectivo mejorando resultados cognitivos – aun siendo iniciado mas tarde en la vida. Sin embargo, muy poco se ha hecho para probar el efecto del AI en cerebros humanos.

También se ha sugerido que el AI mejora el metabolismo de la glucosa, pero los datos aquí son más ambiguos. Aunque varios estudios en los roedores han mostrado algún beneficio del AI, los estudios humanos han sido menos consistentes. También parece ser muy probable que el AI necesitara ser practicado por varios años para que existan beneficios notables a largo plazo.

El valor del AI es hasta más controversial para las mujeres. Aunque algunos estudios han sugerido que el AI es potencialmente dañino para las mujeres, estudios recientes han traído observaciones más alentadoras para mujeres jóvenes y sobrepeso, al igual que mujeres posmenopáusicas.

En resumen, aunque las investigaciones sobre el AI son alentadoras, aun permanecen varias interrogantes relacionadas a su impacto real en tanto hombres saludables  como también sobrepeso y en las mujeres. Por otra parte, la evidencia actual hace prácticamente imposible el poder determinar la intensidad y la duración necesaria del AI para poder obtener beneficios de salud a largo plazo.

Cuando se trata de la ciencia del bienestar, distinguir los hechos de las leyendas urbanas puede ser todo un reto. Por eso hemos reclutado a Darya Pino – una científica, amante de la comida y autoproclamada chica ‘geek’ Chequea El Blog de ZocDoc cada 2 semanas para que la veas rompiendo las leyendas urbanas de la salud.

Imagen: ‘Family plates’, una imagen de Creative Commons Attribution (2.0) de la colección de fotos de Mountainworld.